BIENVENIDOS

No soy politólogo, ni sociológo, ni historiador, ni critico literario. Tampoco soy profesor, escritor o músico. Aunque les confieso que me gustaría ser algo de todo lo que mencione. Vivimos tiempos cruciales, intensos. No es momento de callarse la boca, de cruzarse de brazos. El pensamiento y la acción ponen en movimiento las ideas. Ellas siempre nacen crudas, incompletas, imperfectas. Razonarlas a fuego lento, difundiéndolas y discutiéndolas, es tarea crucial de la existencia. En éste, mi blog, intento concretar esa tarea. Te invito a pasar, si tus intenciones son reflexionar, argumentar y debatir con respeto por la opinión del otro.

21 oct. 2010

DOMINGO FAUSTINO SARMIENTO

Nos dice Noé Jitrik en su Panorama histórico de la literatura argentina: "Desde San Juan, Sarmiento (1811-1888), que se iba formando en las ideas contemporáneas, europeas y argentinas, por pura voluntad de aprendizaje -el autodidactismo como modo romántico de construirse, "mis estudios han sido desordenados e incompletos", declara en Mi defensa-, emigró a Chile, por segunda vez, ahora en 1840. Pronto hizo conocer algunas iniciales ideas acerca de educación y periodismo, lo cual, vinculado a un temperamento famosamentede fuerte, lo hicieron objeto de ataques a los que respondió en 1842 con un folleto titulado Mi defensa, instancia primera de Recuerdos de provincia (1850), un texto modelo de autobiografía, en la madurez de su fuerza de escritura. / En 1845, como para neutralizar las gestiones que un enviado de Rosas, Baldomero García, haría con el gobierno de Chile, Sarmiento empezó a publicar una serie de artículos en el periódico El Pogreso, a partir del 2 de mayo de ese año, que, reunidos al final darían lugar a Civilización i barbarie, vida de Juan Facundo Quiroga, i aspecto fisico, costumbres i ábitos de la República Arjentina (sic), publicado ese mismo año. El efecto producido por los artículos fue tal que el ministro Montt decidió enviarlo a Europa, por un lado para alejarlo de la escena y, de paso, para estudiar otros sistemas educativos. El viaje duró dos años y medio y de sus impresiones queda un libro, Viajes por Europa, Africa y América, deleitosas pinturas, en forma de cartas, de los males y bienes de la cultura del Viejo Mundo. / El título del libro, ordenado en ediciones posteriores en una "Introducción" (su primera frase exhibe ya toda la fuerza de su estilo: "¡Sombra terrible de Facundo, voy a evocarte, para que, sacudiendo el ensangrentado polvo que cubre tus cenizas, te levantes..)CONTINUA