BIENVENIDOS

No soy politólogo, ni sociológo, ni historiador, ni critico literario. Tampoco soy profesor, escritor o músico. Aunque les confieso que me gustaría ser algo de todo lo que mencione. Vivimos tiempos cruciales, intensos. No es momento de callarse la boca, de cruzarse de brazos. El pensamiento y la acción ponen en movimiento las ideas. Ellas siempre nacen crudas, incompletas, imperfectas. Razonarlas a fuego lento, difundiéndolas y discutiéndolas, es tarea crucial de la existencia. En éste, mi blog, intento concretar esa tarea. Te invito a pasar, si tus intenciones son reflexionar, argumentar y debatir con respeto por la opinión del otro.

17 jul. 2016

Rescatando publicaciones de mi Facebook


Me quedé pensando en el "descartable iluminismo frances" mencionado por mi amigo Víctor Gabriel Gullotta .
Porque serà descartable? Que hay de malo en esas ideas filosóficas que sirvieron de sustento al pensamiento revolucionario de hombres como Belgrano, Moreno, Castelli y tantos otros?
Será que en realidad el "iluminismo" es un concepto falso, contradictorio o traicionero, donde sus portadores parecen transmitir un mensaje progresista, republicano, incluso popular, pero en realidad son los propagadores de las semillas de males mayores?
Será sólo la condición de "iluminista" lo descartable, lo criticable? o lo es por ser francés? El iluminismo inglés merece el mismo desprecio?
Podían nuestros primeros próceres y hombres públicos beber de otras corrientes ideológicas? Su pensamiento revolucionario fracasó por la incapacidad de unir lo valioso de dichas ideologías con una adecuada interpretación de la realidad que vivían a diario?
Podía prosperar un pensamiento revolucionario? O representaron una amenaza para distintos y poderosos sectores e intereses? O es que jamás llegó a plasmarse un verdadero pensamiento revolucionario?

Victor Gabriel Gullotta respondió:

"Las preguntas son muy buenas.  Las respuestas más difíciles y exigen algo de tiempo.  Desde ya no es "descartable" por ser francés, sino por "iluminista".  El Iluminismo francés se liga con el "empirismo" inglés, tan dañino como aquel. No hay tal Iluminismo inglés. Y cuando se habla de próceres y hombres públicos nos fijamos solamente en Buenos Aires, o quienes tuvieron relevancia en el gobierno central.  Y no en el variopinto juego de caudillos del interior.  Si aquellos bebieron de alguna manera en el Iluminismo, estos sin duda no lo hicieron. Y allí está una de las claves".

No hay comentarios:

Publicar un comentario